Civil
Buscar Civil

En estos negocios jurídicos tiene lugar la lesión enorme

En estos negocios jurídicos tiene lugar la lesión enorme (Bigstockphoto)

Existe lesión enorme en los contratos onerosos y conmutativos cuando una de las partes sufre un perjuicio originado en el rompimiento de la equidad que debe existir en las prestaciones mutuas, precisó la Sala Civil de la Corte Suprema de Justicia.

 

Así las cosas, se trata de un daño derivado de la celebración misma del convenio en donde el agraviado interviene, cuya magnitud supondría que este no participaría en él si fuere consciente de la evidente desproporcionalidad. (Lea: Nueva jurisprudencia sobre el reconocimiento de la indexación en demandas por lesión enorme)

 

Igualmente, el fallo precisó que esta institución, denominada en legislaciones extranjeras como negocio usurario, no busca per sé evitarles a los contratantes obtener ventajas en el perfeccionamiento de un negocio jurídico, sino impedir que tal aprovechamiento resulte abusivo, al punto de romper el equilibrio natural exigido para esa clase de acuerdos.

 

Para el caso colombiano, explica la corporación, habrá lesión enorme cuando se rebasen los límites mínimos o máximos admisibles dentro del margen establecido por el legislador, para determinar si ella se configuro o no.

 

La corporación también explicó que por tratarse de una restricción a la autonomía de la voluntad privada su aplicación es de carácter excepcional y restringida, y tiene lugar en los siguientes negocios jurídicos:

 

i. La compraventa,

 

ii. La permuta,

 

iii. Las particiones,

 

iv. La aceptación de herencia,

 

v. El mutuo con interés,

 

vi. La anticresis,

 

vii. La hipoteca,

 

viii. El censo y

 

ix. La cláusula penal.

 

Criterios

 

Finalmente, aseguró que para justificar la lesión enorme y regular sus efectos la doctrina de esta corporación ha invocado tres criterios: el subjetivo, el objetivo y el mixto. (Lea: Demanda por lesión enorme debe probar desequilibrio en las prestaciones del contrato)

 

El primero aboga por asimilar tal institución a un vicio del consentimiento, por cuanto la desproporción en el precio es señal de que uno de los contratantes actuó motivado por situaciones de penuria o similares y el otro se aprovechó de esas circunstancias. Tal enfoque, lejos de restringir la autonomía de la voluntad, connota un puño de hierro en su protección.

 

Por su parte, el criterio objetivo considera esta figura como un asunto puramente aritmético, el cual se constata con la diferencia exorbitante entre el precio pagado y el justo costo. De tal manera, basta que el juzgador verifique esa asimetría numérica para concluir si hubo o no lesión.

 

Y la teoría mixta entremezcla las posturas anteriores, en el sentido de que habrá lesión enorme si se prueba la desproporción considerable en el precio y que el contratante beneficiario explotó la necesidad o inexperiencia de la parte perjudicada. Debe concretarse tanto el elemento objetivo como el subjetivo, concluyó (M. P. Luis Armando Tolosa).


Corte Suprema de Justicia, Sala Civil, Sentencia SC-24852018 (15001310300120090016101), Jul. 3/18.

 

Reciba nuestro

boletín de noticias

TOP 10 MÁS POPULAR

Visto 8385 veces
40542

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 7298 veces
40533

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 6509 veces
40557

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 2028 veces
40538

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 1567 veces
40541

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 1478 veces
40556

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 1032 veces
40539

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 539 veces
40564

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 395 veces
40534

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 356 veces
40552

Compartir por ×

Correo electrónico
15773

Compartir por ×

Correo electrónico
30904

Compartir por ×

Correo electrónico
Compartido 89 veces
27360

Compartir por ×

Correo electrónico
Compartido 84 veces
23719

Compartir por ×

Correo electrónico
Compartido 68 veces
17977

Compartir por ×

Correo electrónico
12592

Compartir por ×

Correo electrónico
Compartido 45 veces
30729

Compartir por ×

Correo electrónico
30340

Compartir por ×

Correo electrónico
22944

Compartir por ×

Correo electrónico
29127

Compartir por ×

Correo electrónico
13598

Compartir por ×

Correo electrónico
14244

Compartir por ×

Correo electrónico
Comentado 64 veces
13024

Compartir por ×

Correo electrónico
30523

Compartir por ×

Correo electrónico
14990

Compartir por ×

Correo electrónico
32930

Compartir por ×

Correo electrónico
33218

Compartir por ×

Correo electrónico
30977

Compartir por ×

Correo electrónico
12267

Compartir por ×

Correo electrónico
11832

Compartir por ×

Correo electrónico