Verbo y Gracia
Buscar Verbo y Gracia
Verbo y Gracia

Lenguaje inclusivo

40679

Compartir por ×

Correo electrónico
Lenguaje inclusivo

Fernando Ávila

feravila@cable.net.co

 

“Lo que no se nombra no existe”, dicen los nominalistas modernos, y a renglón seguido piden que se diga “colombianos y colombianas”; exigen que se escriba “señores/as”; proponen que se use el femenino cuando las mujeres son mayoría, “las viceministras colombianas”, aunque también haya viceministros; sugieren que cargos y profesiones se escriban con e, “notaries y abogades”, para evitar la o masculina y la a femenina, o con x, “notarixs y abogadxs”. Esto último se empieza a parecer al lenguaje de los antiguos galos, cuyo rix (rey) se llamaba Vercingétorix, nombre caricaturizado en el famoso cómic de Uderzo por los personajes de Ásterix (el héroe), Óbelix (su escudero) y Panorámix (su druida).

 

Otro lugar común de los manuales de lenguaje inclusivo es cambiar el universal masculino “los hombres” por un universal femenino “las personas”. En esa línea se indica que en vez de “los servidores estatales” (masculino) se diga “las personas que sirven al Estado” (femenino), y en vez de “los quejosos” o “los colombianos” (masculinos), se diga “las personas que se quejan” y “las personas nacidas en Colombia” (femeninos). Si el lenguaje inclusivo es el que visibiliza por igual a hombres y mujeres, esta opción no lo logra, pues invisibiliza a los hombres.

 

Otra pauta que dan la mayoría de estos manuales es cambiar “los vecinos” por “el vecindario”, con el inconveniente de que los significados tradicionales de una y otra forma son distintos. “Los vecinos” son las personas que viven en el vecindario, mientras que “el vecindario” es el conjunto de casas, parques, zonas de parqueos y tiendas que integran el lugar, y no propia ni exclusivamente sus habitantes. Claramente pasa lo mismo si se cambia “los ciudadanos” por “la ciudadanía” o “los ingenieros” por “la ingeniería”.

 

Bienvenido el lenguaje inclusivo que no atropelle el talante del idioma.

 

Dentro de la normativa actual existen varios recursos incluyentes.

  

Genérico

 

Para comenzar, hay masculinos de carácter genérico, “los alumnos”, “los trabajadores”, “los miembros”, que abarcan a todos los individuos de la misma categoría, sin exclusión de las mujeres. También hay nombres femeninos genéricos, como “la clientela”, “la plantilla”, “las personas”, “las víctimas”, “las masas”, que incluyen a los hombres.

 

Además, los nombres de oficios y cargos terminados en -ista son igualmente aplicables a hombres y mujeres, “ciclista”, “futbolista”, “malabarista”, “periodista”, “economista”. En esa misma línea están los participios activos terminados en -ante, -ente, como “estudiante”, “docente”, “cantante”, “dirigente”, “superintendente”, “gerente”, “presidente”, aunque varios de ellos tienen opción para el femenino, “asistenta”, “gerenta”, “presidenta”. Aparte de las dos últimas categorías (terminados en -ista y en -nte) también son comunes a hombre y mujer los grados militares, “cabo”, “sargento”, “coronel”, “general”, y nombres como “terapeuta”, “jefe”, “juez”, “líder”, aunque varios de ellos tienen opción para el femenino “jefa”, “jueza”, “lideresa”.

 

Distinto

 

Una gran mayoría de estos nombres, sin embargo, tienen formas distintas para masculino y femenino, “hombre” y “mujer”, “actor” y “actriz”, “alcalde” y “alcaldesa”, “músico” y “música”. Aquí vale la pena insistir en la conveniencia de usar los femeninos en títulos, certificados y hojas de vida cuando corresponda, “abogada administrativa”, “contadora pública”, “asesora financiera”, “edila”, “concejala”, “revisora fiscal”, “auditora segunda”, aunque en el organigrama de la empresa el cargo esté enunciado en el masculino genérico (“asesor”, “auditor”, “revisor”).

 

Lo que definitivamente no se debe hacer es escribir señor@s o niñ@s como formas del lenguaje inclusivo. 

 

Etcétera

Reciba nuestro

boletín de noticias

TOP 10 MÁS POPULAR

Visto 15961 veces
41716

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 12136 veces
41726

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 6719 veces
41695

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 5502 veces
41681

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 3674 veces
41677

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 3287 veces
41689

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 2710 veces
41736

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 2403 veces
41690

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 1655 veces
41715

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 1467 veces
41696

Compartir por ×

Correo electrónico
15773

Compartir por ×

Correo electrónico
30904

Compartir por ×

Correo electrónico
Compartido 89 veces
27360

Compartir por ×

Correo electrónico
Compartido 84 veces
23719

Compartir por ×

Correo electrónico
Compartido 68 veces
17977

Compartir por ×

Correo electrónico
12592

Compartir por ×

Correo electrónico
Compartido 45 veces
30729

Compartir por ×

Correo electrónico
30340

Compartir por ×

Correo electrónico
22944

Compartir por ×

Correo electrónico
29127

Compartir por ×

Correo electrónico
13598

Compartir por ×

Correo electrónico
14244

Compartir por ×

Correo electrónico
Comentado 64 veces
13024

Compartir por ×

Correo electrónico
30523

Compartir por ×

Correo electrónico
14990

Compartir por ×

Correo electrónico
32930

Compartir por ×

Correo electrónico
33218

Compartir por ×

Correo electrónico
30977

Compartir por ×

Correo electrónico
12267

Compartir por ×

Correo electrónico
11832

Compartir por ×

Correo electrónico