Pasar al contenido principal
27 de Mayo de 2024 /
Actualizado hace 6 horas | ISSN: 2805-6396

Openx ID [25](728x110)

1/ 5

Noticias gratuitas restantes. Suscríbete y consulta actualidad jurídica al instante.

Opinión / Análisis


La modernización de la ley migratoria en Colombia: de la teoría a la práctica

07 de Diciembre de 2022

Reproducir
Nota:
154451
Imagen
La modernización de la ley migratoria en Colombia: de la teoría a la práctica (Shutterstock)

Andrew Carvajal

Abogado canadiense

Socio & Líder del Área de Inmigración Económica

Desloges Law Group

 

Angélica Ávila 

Asociada de Migración

Desloges Law Group

 

Los flujos migratorios en Colombia han ido aumentando considerablemente en los últimos años, no solo por la amplia migración de nacionales venezolanos, sino también por el atractivo turístico que tiene el país. Igualmente, miles de empresas internacionales han continuado estableciendo operaciones en Colombia, brindando posibilidades de empleo para migrantes.

El Dane informa que, en los últimos tres años, ha aumentado significativamente el número de propietarios extranjeros de micronegocios. En el 2019, esta cifra era del 2,7 % y, en el 2021, pasó a ser casi el doble, con el 4,2 %[1]. Este incremento, incluso en medio de las dificultades económicas que generó la pandemia, evidencia tanto el atractivo como la oportunidad empresarial que tiene Colombia.

Ahora, dentro de estos atractivos que posee el país para atraer empresas internacionales y extranjeros, se deben considerar varios aspectos. Por un lado, están las políticas migratorias y, por otro lado, los beneficios a empresarios y la estabilidad tanto económica como social que brinda el país para establecerse.

Es por esto que la nueva Resolución 5477 del 2022, expedida por el Ministerio de Relaciones Exteriores (MRE), propone encaminar los flujos migratorios hacia los intereses nacionales y regular de una manera más estricta la permanencia de los migrantes en el país. De esta manera, la resolución espera modernizar la normativa migratoria colombiana y hacerla contemporánea a la situación actual del país.

 

Migración selectiva

Al fijar los parámetros de las solicitudes de visas colombianas, la nueva norma deja ver el tipo de migrante que desea Colombia. Esto vuelve la migración más selectiva y un poco más compleja para quienes ya se encuentran como migrantes en el país.

Para evaluar de una mejor manera las implicaciones de la resolución, hay que tener claro que Colombia expide visas bajo tres categorías: Visitante, Migrante y Residente.

La categoría de Visitante supone la estadía del extranjero por un máximo de dos años, sin la intención de radicarse en el país. La de Migrante supone la estadía del extranjero con la intención de radicarse en el país de manera indefinida. Por último, la categoría de Residente es para personas que quieren vivir en Colombia de manera permanente.

Cada tipo de visa tiene requisitos y beneficios diferentes. Por ejemplo, la visa de Residente como titular principal da la oportunidad de realizar cualquier actividad lícita dentro de Colombia, mientras que la mayoría de las visas de Migrante y Visitante dan permiso para alguna actividad específica.

Ya que la nueva resolución cambia las reglas migratorias que cobijan a los más de 1,91 millones de migrantes actuales en Colombia (según la Organización Internacional para las Migraciones)[2], esto genera bastantes expectativas y confusiones sobre la posibilidad de seguir residiendo en el país.

 

Preocupaciones

La principal preocupación es para quienes ya se encuentran en el país y su visa actual cambió de categoría. Este es, por ejemplo, el caso de los estudiantes y religiosos, quienes antes tenían visa de Migrante, pero ahora tendrán visa de Visitante. También impacta a los padres de extranjeros, los cuales tienen actualmente visa de beneficiario y dependen económicamente de sus hijos, mientras que bajo la nueva normativa ya no tendrán la oportunidad de continuar como beneficiarios, quedando a la deriva sobre cuál tipo de visa les podría aplicar.

Otra preocupación que surge con la reciente disposición es el cambio de condiciones para obtener la residencia, ya que los extranjeros con visa de Visitante no tendrán la posibilidad de acumular tiempo para obtener la residencia. Bajo las nuevas reglas, la residencia en el país será para extranjeros que tengan la visa de Migrante por cinco años consecutivos o visa M-Andina o M-Mercosur por dos años consecutivos. Este cambio de la norma, en particular, evidencia cómo se volvió selectiva la migración en Colombia. Claramente, las nacionalidades de América Latina se ven beneficiadas significativamente sobre otras nacionalidades, al tener la oportunidad de poseer la residencia en solo dos años y poder ejercer cualquier actividad legal en el país con una visa de Migrante.

Es importante tener en cuenta que el salvoconducto que expide Migración Colombia para mantener la regularidad en el país tampoco será considerado como tiempo acumulado para la residencia. Esto es un poco contradictorio, dado el propósito en sí del salvoconducto y genera angustia entre los extranjeros que por diversos motivos puedan perder el tiempo acumulado que lleven en el país.

 

Nuevos tipos de visa

Cabe destacar que habrá cambios positivos con la nueva resolución, como la creación de varios tipos de visa. Entre estos, se encuentran: Trabajador Agrícola de Temporada, Nómada Digital, Corresponsal Permanente, Empresarios TLC (tratado de libre comercio), Prestador de Servicios-Obra o Labor, Fomento a la Internacionalización, Rentista, Compañero Permanente de Nacional Colombiano, Migrante Andino, Pensionado, Aplicación del Estatuto Temporal de Protección para Venezolanos y Residente Especial de Paz.

De estos nuevos tipos, la mayoría están enfocadas en el trabajo, lo cual deja claro que buena parte de los migrantes en Colombia vienen principalmente a trabajar. También cabe resaltar la modernización de la normativa migratoria al considerar el trabajo remoto o teletrabajo entre sus nuevos tipos de visa, como la visa de Nómada Digital. A la vez, la nueva reglamentación formaliza tipos de visas que son consistentes con lo establecido en los convenios firmados con otros países u organizaciones internacionales, como la visa de Migrante Andino y Empresarios TLC.

Si bien la política exterior colombiana tradicionalmente se ha enfocado hacia Norteamérica (Respice Polum) y hacia los países vecinos (Respice Similia), los nuevos intereses migratorios se ven más enfocados en la integración latinoamericana. Esto tiene en consideración los acuerdos firmados por Colombia de Alianza del Pacífico, la Comunidad Andina y Mercosur.

La reciprocidad ha sido el eje central de la reciente disposición, brindando oportunidades en igualdad de condiciones a los países que le han abierto la puerta a los colombianos. Por esto, las nacionalidades latinoamericanas son las más beneficiadas por encima de las nacionalidades tradicionales que han sido privilegiadas en Colombia.

 

Operatividad

Aún no es muy claro cómo el MRE va a abordar en la práctica estos nuevos tipos de visas y si la expedición de visas seguirá siendo lo suficientemente fluida como lo ha sido (en su mayoría) hasta el momento. En el primer trimestre del 2022, más del 95 % de las solicitudes de visa fueron aprobadas y, durante el mismo periodo, se expidieron más de 600 visas a extranjeros que acreditaron ser padres o madres de nacionales colombianos por nacimiento[3].

Con todos estos cambios, lo mejor es asesorarse de expertos a la hora de explorar y realizar alguna solicitud de visa. Al cambiar el tiempo de estudio de visa a 30 días, si las aplicaciones no se realizan de la manera adecuada desde el principio, el extranjero y su familia podrían quedar en situación irregular, si se encuentran en Colombia, o atrasar sus planes de estudio o trabajo en el país.

Aunque Colombia se caracteriza por ser un país emisor de migrantes, especialmente hacia Norteamérica y Europa, también es un país muy atractivo para individuos y empresarios extranjeros. Esto se debe a que tiene una de las economías más estables de la región y posee normativa especial aduanera en las zonas francas, mano de obra calificada e incentivos tributarios. El colombiano también acoge fácilmente al extranjero, al tener una cultura de integración, especialmente con extranjeros latinoamericanos.

Si bien la nueva resolución de visas aporta cambios significativos para el país, aún están por verse las consecuencias de esta disposición y sus implicaciones a los extranjeros en Colombia, quienes siguen aumentando cada vez más.

 

[1] https://www.dane.gov.co/index.php/estadisticas-por-tema/demografia-y-poblacion/estadisticas-de-migracion

[2] https://worldmigrationreport.iom.int/wmr-2022-interactive/?lang=ES

[3] https://www.dane.gov.co/index.php/estadisticas-por-tema/demografia-y-poblacion/estadisticas-de-migracion

Opina, Comenta

Openx inferior flotante [28](728x90)

Openx entre contenido [29](728x110)

Openx entre contenido [72](300x250)