Análisis
Buscar Análisis

Recomendaciones para convalidar los títulos del exterior en Colombia

Recomendaciones para convalidar los títulos del exterior en Colombia (Bigstock)

Diana Alexandra Buenaños Mena

Directora de Proyectos y Consultoría de la Firma CALEC Abogados

 

Pasado más de un año de la entrada en vigencia de la Resolución 20797 del 9 de octubre del 2017, norma que estableció el nuevo trámite para la convalidación de títulos otorgados en el exterior, es oportuno compartir algunas recomendaciones, sugerencias e información útil, para aquellas personas que están interesadas en adelantar estudios en exterior o ya se encuentran en el camino de convalidar su título ante el Ministerio de Educación Nacional de Colombia.

 

Como es de público conocimiento, el cambio de la normativa antes mencionada fue la medida utilizada por el Ministerio de Educación Nacional (Mineducación) para “remendar” los problemas internos que, desde el año 2015, se han presentado en el trámite de homologación de títulos extranjeros dentro de dicha entidad y que han sido objeto de escándalos mediáticos.

 

Son famosas historias como la del estudiante de Harvard cuyo diploma fue equiparado a un certificado de aceptación al programa, las de personas cuyos estudios son comparados con otros que ni siquiera tienen relación directa con el área de conocimiento de su preparación, o las de aquellos que después de haber solicitado financiamiento al Estado colombiano a través de entidades como Icetex o Colfuturo, encuentran con dolor de patria que el programa financiado y adelantado, con gran esfuerzo y dedicación, no es suficientemente bueno para el Mineducación y un grupo selecto de expertos que encarnan la temida Comisión Nacional Intersectorial de Aseguramiento de la Calidad de la Educación Superior (Conaces).

 

Es por ello que, con base en la experiencia adquirida, hemos definido los argumentos más frecuentemente utilizados por el Mineducación, para negar la convalidación de títulos otorgados en el exterior. Así mismo, les compartimos algunas recomendaciones sobre cómo pueden ser combatidos por parte de los ciudadanos:

 

(i) Créditos académicos y/o intensidad horaria:

 

A pesar de que la definición de crédito académico varía de forma considerable en cada país del mundo, la Conaces utiliza el criterio de créditos académicos e intensidad horaria como un rasero para medir la calidad de los programas adelantados en el exterior. Para ello, compara la intensidad horaria del programa extranjero con el promedio con el que cuentan los programas en Colombia según dicho organismo.

 

En nuestro país, un crédito académico equivale a 48 horas académicas y dentro de este se incluye tanto el tiempo de trabajo directo (es decir con acompañamiento docente) como el trabajo independiente (aquel que adelanta el estudiante de manera autónoma y sin supervisión). Así mismo, la Conaces ha definido que, en Colombia, “los programas de maestría implican aprobar más de 40 créditos académicos, lo que equivale a al menos 1.920 horas”, mientras que “la intensidad de los programas de formación doctoral, típicamente es mayor a 90 créditos académicos”, lo que equivale a una intensidad horaria de 4.320 horas.

 

Si su programa tiene un número inferior de créditos o una intensidad horaria más baja que la mencionada anteriormente, no se preocupe, si bien este es un punto que probablemente sea mencionado en los requerimientos emitidos por el Mineducación, a través de una revisión del Sistema Nacional de Información de la Educación Superior de Colombia (SNIES), es posible que usted encuentre programas válidos y ofrecidos en el país, con una intensidad horaria similar o inferior a la adelantada por usted en su programa en el exterior.

 

Lo anterior, así como el hecho de que la norma colombiana que rige esta materia, afirma que, por ejemplo, para los programas de doctorado la intensidad horaria podrá ser definida por la institución educativa de manera autónoma, permite que en las diferentes oportunidades que se presentan en el trámite de convalidación, los ciudadanos puedan desvirtuar la validez de este argumento para la negación de la homologación.

 

(ii) “La tesis o trabajo de grado no cuenta con el nivel investigativo de los programas de maestría en Colombia” o “la tesis doctoral no aporta conocimiento nuevo a una disciplina específica”

 

Este argumento es considerado por los expertos en el tema como una de las razones más arbitrarias, injustificadas, subjetivas y violadoras del debido proceso, que ha utilizado la Conaces de forma sistemática para lograr la negación de convalidaciones en Colombia. Frente a ella y teniendo en cuenta que la forma de desvirtuarla varía en cada caso específico, nos permitimos compartir con ustedes algunos de los interrogantes que despierta la aplicación de este mal llamado “concepto académico”.

 

¿Cómo es posible que en el desarrollo de una sesión se defina por parte de un grupo de expertos cuyos perfiles profesionales y académicos son desconocidos por los ciudadanos que una tesis o trabajo de grado, que normalmente tienen una longitud de más de 100 páginas, no tiene un buen nivel investigativo? ¿Cuáles son los parámetros utilizados para definir que un trabajo de grado aporta o no conocimiento nuevo a una disciplina? ¿Por qué los estudios de fondo de cada caso particular no son entregados de manera completa al ciudadano cuyo trabajo fue descalificado, para que este pueda ejercer debidamente el derecho de contradicción?

 

Con base en estos interrogantes sin respuesta, y con el fin de poder ayudar a que los ciudadanos no sean víctimas del infierno que para muchos ha sido el proceso para convalidar sus estudios, entregamos algunas recomendaciones para tener en cuenta durante el proceso e, incluso, más importante, para antes de tomar la decisión de irse a estudiar fuera del país. Esperamos de esta forma aportar nuestro grano de arena para que muchos colombianos y extranjeros que tienen el sueño de capacitarse en lugares que ofrecen una mejor educación y dan más oportunidades de acceso para luego regresar al país a compartir lo aprendido logren alcanzar esta meta, a pesar de los obstáculos que el mismo sistema nacional impone.

 

Lo que hay que tener en cuenta durante el proceso de convalidación:

 

Si usted ya inició o está a punto de iniciar el trámite de convalidación, tenga en cuenta lo siguiente:

 

- Revise previamente que la documentación que va a presentar cumpla con la mayoría de los requisitos exigidos en la norma.

 

A pesar de que sabemos que esto es casi imposible, pues las instituciones educativas extranjeras son muy estrictas frente a la información brindada en sus documentos oficiales y en algunos casos la normativa colombiana solicita temas que, incluso, están prohibidos en la ley internacional y nacional (como la identificación –nombre, número de documento, diagnóstico, etc.- de los pacientes atendidos por los profesionales médicos en sus rotaciones), hemos podido observar que entre más completa se encuentre la información, más aumenta la probabilidad de que el proceso finalice positivamente.

 

- Sea paciente. Aunque la norma establece que el proceso de convalidación debe tener una duración mínima de dos meses y máxima de cuatro, nuestra experiencia nos ha demostrado el Mineducación tarda, en promedio, entre seis y ocho meses para dar una primera respuesta frente a la convalidación de un título. Este tiempo no incluye los periodos de estudio de los recursos de ley que interpone el ciudadano, cuando la primera resolución niega la homologación del título.

 

- Prepárese para responder todos los requerimientos. Es muy común que la entidad solicite de forma reiterada documentos que usted ya presentó desde el inicio del trámite, lastimosamente, el Mineducación utiliza dichos requerimientos como mecanismo para dilatar injustificadamente algunos procesos, pues por cada solicitud presentada, se suspende el tiempo máximo que la norma les asigna para dar respuesta.

 

- Guarde “pantallazos” de los radicados. El Sistema Virtual de Convalidaciones actual no guarda un historial de las actuaciones realizadas durante el proceso, cada vez que se responde un requerimiento o se presenta nueva documentación, toda la información desaparece y no es visible para el ciudadano, por lo que cuando responda le sea asignada una “tarea”, se recomienda hacer screenshots de la pestaña denominada “expediente” antes de contestarlo y otra después de radicarlo y antes de cerrarla definitivamente. Esto es muy importante para probar que las actuaciones adelantadas se realizaron correctamente por usted y, en caso de una negación, son muy útiles como material para la elaboración de los recursos de ley o una acción de tutela.

 

- Use los recursos. En caso de que reciba una resolución negativa, presente los recursos de ley. El proceso se puede alargar, pero es la única forma de seguir manteniendo abierta la posibilidad de modificar la decisión. Así mismo, se recomienda buscar ayuda legal en esta parte del trámite, pues, muchas veces, los procesos se pueden atacar también desde una perspectiva jurídica relacionada con violación de derechos, debido proceso, problemas de procedimiento, entre otros, y son los recursos la oportunidad para hacer valer todas estas circunstancias.

 

- Periódicamente solicite por escrito que se le informe el estado de su proceso de convalidación. Las llamadas telefónicas no ayudan a que su trámite sea agilizado, los requerimientos escritos sí.

 

Recomendaciones para personas que desean estudiar en el exterior antes de escoger la universidad y el programa

 

Si bien las recomendaciones que se comparten a continuación no aseguran que al momento de convalidar su título la decisión vaya a ser positiva, estas sí ayudan a aumentar la probabilidad de éxito en el trámite de convalidación. Tenga presente que puede existir factores externos que modifiquen las reglas de juego en cualquier momento.

 

- Si está interesado en estudiar en España, asegúrese que el programa que desea adelantar le otorgue al final del mismo un título oficial. Desde el 9 de junio del 2015, no es posible la convalidación de títulos propios en Colombia, a menos que la persona se encontrara matriculada antes de esta fecha. Si usted se encuentra dentro de esta categoría, le recomendamos buscar asesoría desde el inicio del trámite, pues dichos procesos, a pesar de ser iniciados por el ministerio, suelen tener mayores dificultades que otros en su desarrollo, ya que la entidad intentará resistirse a la convalidación de esta clase de títulos.

 

- Revise si el programa que desea adelantar ha sido convalidado previamente de manera positiva por parte del Ministerio de Educación Nacional de Colombia.

 

- Revise que la institución de educación superior cuente con reconocimiento o se encuentre al menos inscrita en el Mineducación o la entidad que haga sus veces en el país de origen.

 

- Revise la intensidad horaria del programa que desea adelantar, así como la composición horaria de un crédito académico en el país al que se dirige. Fíjese si la intensidad horaria incluye tanto trabajo directo como independiente o si solo se tiene en cuenta una de dichas categorías.

 

- Si desea realizar una especialización en el área de la salud, sea muy juicioso desde el inicio de sus estudios al llenar el récord de procedimientos, quirúrgico y de consultas. Este es uno de los documentos clave en el proceso de convalidación y tenerlo incompleto puede aumentar la probabilidad de que el trámite sea negado.

 

- Si desea realizar especializaciones en el área de la salud en Brasil, consulte los requisitos especiales que debe cumplir para iniciar el proceso de convalidación en Colombia.

 

Finalmente, si bien puede ser un poco desgastante el trámite y sus implicaciones, vale la pena luchar hasta el final del proceso y las instancias por la convalidación de los títulos otorgados en el exterior.

 

Invito a los colombianos y extranjeros que desean homologar sus títulos en el país a que no se desanimen, pues la misma comunidad está trabajando en diferentes niveles, para lograr una concientización del Gobierno de turno y del Mineducación, sobre la imperiosa necesidad de modificar la norma y la manera en que esta se está aplicando.

 

Es inconmensurable el daño que perpetuar este tipo de atropellos le causa al país, no solo en relación con la fuga de talentos, sino también en el retraso de la actualización e intercambio del conocimiento académico, científico y práctico. 

 

Reciba nuestro

boletín de noticias

TOP 10 MÁS POPULAR

Visto 8326 veces
40542

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 7248 veces
40533

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 5589 veces
40557

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 3327 veces
40532

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 2019 veces
40538

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 1552 veces
40541

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 1266 veces
40556

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 1011 veces
40539

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 392 veces
40534

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 337 veces
40552

Compartir por ×

Correo electrónico
15773

Compartir por ×

Correo electrónico
30904

Compartir por ×

Correo electrónico
Compartido 89 veces
27360

Compartir por ×

Correo electrónico
Compartido 84 veces
23719

Compartir por ×

Correo electrónico
Compartido 68 veces
17977

Compartir por ×

Correo electrónico
12592

Compartir por ×

Correo electrónico
Compartido 45 veces
30729

Compartir por ×

Correo electrónico
30340

Compartir por ×

Correo electrónico
22944

Compartir por ×

Correo electrónico
29127

Compartir por ×

Correo electrónico
13598

Compartir por ×

Correo electrónico
14244

Compartir por ×

Correo electrónico
Comentado 64 veces
13024

Compartir por ×

Correo electrónico
30523

Compartir por ×

Correo electrónico
14990

Compartir por ×

Correo electrónico
32930

Compartir por ×

Correo electrónico
33218

Compartir por ×

Correo electrónico
30977

Compartir por ×

Correo electrónico
12267

Compartir por ×

Correo electrónico
11832

Compartir por ×

Correo electrónico