Ámbito del Lector
Buscar Ámbito del Lector

Repensemos la delación en la protección de la libre competencia

43280

Compartir por ×

Correo electrónico

En los últimos años, ha quedado claro que el programa de beneficios por colaboración con la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC) ha estado presente en varios de los sonados casos de cartelización que ha remediado y sancionado la autoridad. Aquello es, sin duda, muy positivo. No obstante, no impide que deban hacerse sugerencias sobre ciertos aspectos del programa que merecen ser repensados, dado que el éxito y la efectividad de la delación dependen de la capacidad que tenga el programa –a través de su reformulación continua– para hacer contrapeso a los ágiles y cambiantes mecanismos de protección que se implementan dentro de los carteles.

 

Si el programa delatorio no se renueva continuamente, fracasará. Las experiencias que han tenido en dicho sentido EE UU y la Unión Europea así lo demuestran. A pesar de que los sistemas delatorios de aquellas latitudes han favorecido el descubrimiento de carteles, escalonadamente se han visto obligados a cambiar sus enfoques.

 

Los aspectos que se deben enmendar son siempre análogos y no se basan en exclusiva en el programa delatorio, sino en todo el formato de protección de la libre competencia.

 

Así, el primer paso para fortalecer el éxito de la delación es promover aún más la cultura de competencia. Por tanto, explicar reiterada y claramente a los consumidores que los principales beneficiados de dicha competencia son precisamente ellos, y que vale la pena que sean sus garantes. Dicha “quimera” requiere de un plan a través del cual, además, se estimule la litigiosidad y la delimitación de los efectos civiles surgidos de un ilícito antitrust. La experiencia comparada también demuestra que las cotas más altas de disuasión en materia de libre competencia se obtienen, precisamente, gracias a las acciones de daños ejercidas por particulares (competidores y consumidores) que entienden haber sido menoscabados por una infracción a la normativa de libre competencia.

 

El programa debe potenciar los efectos de la aplicación del dilema del prisionero propio de la teoría de juegos. Aquello quiere decir que debe impulsar la zozobra en los carteles y que debe garantizar que los beneficios del acatamiento de la norma son mayores que la utilidad que apareja la cartelización.

 

¿Y cómo se puede lograr aquello? A través de la confianza en la SIC. Eliminando todos los elementos opacos del proceso de acogimiento al programa delatorio. Los pasos por seguir para gozar de los beneficios deben estar claramente dispuestos en la ley y deben responder a un formato estándar fácilmente verificable. La discrecionalidad de la autoridad para otorgar o no los beneficios debe ser mínima. El agente que se acoge al programa debe poder prever la mayor parte de los efectos que le traerá su colaboración, sea cual sea la posición o el turno en el cual presente información relevante (por lo tanto, se deben disponer dichos turnos).

 

No son estos los únicos aspectos que se deben atender. Los datos aportados por el delator deben utilizarse, exclusivamente, en el marco del proceso en el que participa ante la SIC. Remisiones a terceras autoridades o a los jueces deben estar claramente eliminadas de la ecuación. Seguramente aquello generará debates de impunidad frecuentes en nuestro país. No obstante, si el propósito es proteger la competencia, tendremos que aceptar aquella adversidad.

 

Jesús Alfonso Soto Pineda, investigador del Departamento de Derecho Económico de la Universidad Externado de Colombia.

 

Reciba nuestro

boletín de noticias

TOP 10 MÁS POPULAR

Visto 18489 veces
43707

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 11065 veces
43663

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 9300 veces
43677

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 8997 veces
43706

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 7071 veces
43717

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 3648 veces
43671

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 3220 veces
43704

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 3087 veces
43725

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 1639 veces
43756

Compartir por ×

Correo electrónico
Visto 1438 veces
43723

Compartir por ×

Correo electrónico
43299

Compartir por ×

Correo electrónico
41652

Compartir por ×

Correo electrónico
15773

Compartir por ×

Correo electrónico
Compartido 2205 veces
43532

Compartir por ×

Correo electrónico
43260

Compartir por ×

Correo electrónico
43371

Compartir por ×

Correo electrónico
Compartido 460 veces
43447

Compartir por ×

Correo electrónico
30340

Compartir por ×

Correo electrónico
37943

Compartir por ×

Correo electrónico
Compartido 79 veces
17977

Compartir por ×

Correo electrónico
13598

Compartir por ×

Correo electrónico
14244

Compartir por ×

Correo electrónico
Comentado 64 veces
13024

Compartir por ×

Correo electrónico
30523

Compartir por ×

Correo electrónico
14990

Compartir por ×

Correo electrónico
32930

Compartir por ×

Correo electrónico
33218

Compartir por ×

Correo electrónico
30977

Compartir por ×

Correo electrónico
12267

Compartir por ×

Correo electrónico
11832

Compartir por ×

Correo electrónico